4 de noviembre de 2012

Amigos, restaurantes y bebidas...

Hola mundo!

El otro día, subido al abrigo de mami (no sabía lo que era una inyección, pero le pregunté a mamá y no os preocupéis que no me puso ninguna), descubrí un mundo diferente. ¡Me gustó! 

Fuimos a un sitio llamado Restaurante y conocí a mucha gente muy amable que me decía piropos. Luego mami me dijo que iba a hacerme una foto con una botella un poco especial. Pensé que sería la botella dorada que me había enseñado mi otra mamá, pero esta era más rara. Tenía color naranja y la gente la miraba con sorpresa y no se la bebía. Aún no sé por qué.



El Restaurante me gustó mucho. Tenía muchas plantas y mucha gente y animalitos nuevos. Me hice una foto con ellos en una fuente muy bonita.



¡¡¡Ayer también hice cosas especiales!!! Fui a visitar a otra de mis mamás. ¡Qué contento me puse al verla! Y me presentó a dos nuevos amiguitos. El negro me dio mucho miedo, yo creo que no le caí bien.


Pero esta niña fue muy buena conmigo, me olisqueó un rato (eso sí me dio un poco de miedo) y luego me dejó estar a su lado un rato.



Estos días estoy haciendo muchos nuevos amigos, qué bien! Estoy deseando saber dónde iremos hoy y mañana. Ya te lo contaré!

Muchos POPOs


8 comentarios:

Yolanda dijo...

Ildeeee!!! Cuantos amigos nuevos estás haciendo!!! Eso es bueno... qué nunca sabes donde te llevará la vida... Con Turbo no tuviste "conexión", por lo que veo, ehh??

Habrá que preguntarle a mami Darey que tiene de especial la Mirinda en ese restaurante que te llevó...

M I A A dijo...

Qué de aventuras! Qué de experiencias! Y cuántos amigos! Ays, hijo, los que tenemos cierta edad esa botella nos trae muchísimos recuerdos del pasado... Gracias por traerlos a nuestra memoria... Sigue pasándolo bien y cuidate! Besitos!

Aluap dijo...

Ilde así que haciendo amigos y bebiendo mirinda, qué bien te lo montas!!! Y conociendo a tus hermanastros gatos, siguen en su sitio todos tus puntos?? Cuánto me alegro de que lo esteés pasando tan bien :)

Ada Wong dijo...

Ilde....tas perdiendo las buenas costumbres....cambiando el bonito color dorado de la cerveza por una reliquia del pasado como la Mirinda???!!!! Está mamá te va a llevar por el demasiado buen camino!
Qué majetes los nuevos amigos que has conocido!
Bss

atala dijo...

Que bien conocer de esas nuevas andanzas..precioso esos nuevo amiguitos y esa Mirinda??Tan deseada por muchos ...en busqueda y captura durante muchos años por muchos de nosotros!!

No dejes de contarnos!!Bss

Paola Mo dijo...

Run Ilde run.... Esos amiguitos no son muy amigables con los polluelos; que bueno leer tus aventuras

Sardinha dijo...

Querido Ilde, creo que más que a un restaurante, mami te llevó a un museo, porque ver hoy en dia una Mirinda es muuuu difícil. Me alegro de que no les gustaras demasiado a los felinos, podría resultar muy prejudicial para tu salud.
Popos.

Ruth dijo...

Ilde, Esta mami es muy divertida no?. Te contaré que esa bebida misteriosa es un símbolo de la infancia y adolescencia de alguna de tus mamis y tías de la red. Algo bastante importante en la vida de un humano-no-pollo. He recordado un chiste que se hacía en la época que decía, ¿quieres una mirinda?, no gracias, ya mirindé. Ya ves, pollo mío, qué cursi que éramos....

Publicar un comentario

Te animas a decirme algo?